Tiempo de lectura: 8 minutos

La artillería pesada de la vieja escuela

Desde hace algunos años, el segmento de procesadores de servidor está viviendo una segunda vida. En el mercado de segunda mano se están vendiendo como pan caliente. Tal es la demanda, que fabricantes chinos como Huananzhi han desarrollado placas base específicamente para aprovechar ese nicho de mercado.

Los más puestos en el tema sabrán de qué estoy hablando, sin embargo si no sabes qué es un procesador Xeon de Intel, a continuación te lo explicaré brevemente.

¿Qué es un Xeon?

En primer lugar, debemos de tener claro que existen dos segmentos de mercado en el ámbito de los procesadores. Por un lado, tenemos la gama doméstica y por otro lado tenemos la gama profesional. Los procesadores más comunes, pertenecen a la gama doméstica, como es el caso de los Intel Core i3, Core i5, Core i7 y más recientemente la familia Core i9.

He de mencionar que para la plataforma profesional (HEDT) también existen procesadores de las familias Core i7 y Core i9, sin embargo este segmento ha sido liderado principalmente por otra familia, la familia Intel Xeon.

Los procesadores Xeon cuentan con la última tecnología de Intel y van enfocados a obtener el mejor rendimiento posible. Como es lógico, estos chips se utilizan para insuflar fuerza a los servidores en los datacenter, para hacer tareas de renderizado profesional…. Suelen tener muchos núcleos e hilos para realizar tareas multiproceso. Además, algunos tienen la capacidad de combinarse entre sí en placas base con doble socket, logrando así incrementar notablemente el rendimiento.

Por otra parte y como es normal, suelen soportar muchos GB de memoria RAM. Además de poseer muchos MB de memoria caché y lo mejor de las tecnologías de Intel como por ejemplo VT-X, VT-X EPT o VT-D.

Aunque no todo van a ser maravillas. Los procesadores Xeon no suelen tener frecuencias demasiado altas (algunos) puesto que aunque se busca un rendimiento sobresaliente, también se persigue un equilibrio entre rendimiento y consumo eléctrico. Además, son procesadores caros, MUY caros…

¿Entonces, por qué se venden tanto?

La familia Xeon se va renovando con el paso de los años y las mejoras que van surgiendo en cada generación. Al igual que ocurre con los procesadores de escritorio, los Xeon van quedandose “obsoletos” y se empiezan a depreciar. Es aquí cuando las empresas deciden renovar stock.

Cuando una empresa grande decide renovar stock, dar paso a una nueva generación (más potente y con menor consumo), deciden poner en venta sus antiguos chips con el fin de recuperar parte de la nueva inversión.

Hasta hace poco, existía una saturación de Xeon en el mercado de segunda mano. Fabricantes chinos aprovecharon esto y empezaron a fabricar placas base compatibles con estos procesadores para darles una segunda vida. Los procesadores Xeon son tan potentes que incluso años después de su lanzamiento aún pueden sorprendernos incluso en el área de los videojuegos.

Es por eso que desde hace un par de años se han puesto “de moda” y son una opción alternativa y barata a equipos potentes de la gama doméstica.

En este post probaremos de qué es capaz un Xeon de la familia Harpetown, para socket LGA 771, el primo hermano del LGA 775. Como es lógico, habrá similitudes entre estos procesadores y los Core 2 Quad.

Xeon 771 en 775

Normalmente cuando compramos procesadores Xeon de socket LGA 771, típicamente vienen “acomodados” para amoldarse al socket LGA 775. Esto lo consiguen con un puente en los pines, a modo de etiqueta adhesiva y con unos ligeros cortes en el silicio del procesador.

Además de esto, hay que modificar la BIOS de la placa base para que no haya problemas para reconocer el nuevo procesador instalado

En primer lugar, antes que nada debes saber que no todas las placas base son compatibles con el mod (aunque la mayoría lo son).

Además, es un proceso arriesgado y no me hago responsable de que durante el proceso ocurra cualquier cosa y deje inservible sus equipos.

Hay que hacerlo con conocimiento y seguridad.

Chipsets compatiblesChipsets no compatibles
P45, P43, P35, P31, P965, G45, G43, G41, G35, G33, G31, nForce 790i, 780i, 740i, 630i, GeForce 9400, 9300Q45, Q43, Q35, Q33, X48, X38
fuente profesionalreview

A continuación comentaré a grosso modo los pasos a seguir (en caso de que cumplas los requisitos anteriormente descritos):

  • Actualizar la BIOS a la última versión
  • Descargar el microcódigo del Xeon
  • Modificar el archivo que contiene la BIOS que acabamos de descargar
  • Reflashear la BIOS con el microcódigo nuevo

Si todo ha ido correctamente, el procesador funcionará a la perfección. Aquí se puede ver en vídeo y mucho más claro el proceso de modificar la BIOS con el microcódigo.

Una vez visto el proceso, es hora de poner a prueba estos Xeon y evaluar si merece o no la pena todo este esfuerzo (y riesgo)

Plataforma de pruebas

Para todo este proceso, he utilizado la placa base ASUS P5Q-Pro, que tiene el chipset P45. Además de ser 100% compatible con el mod, también podemos realizar overclock, más adelante veremos las pruebas de rendimiento en stock y con OC.

El procesador que escogí fue el Intel Xeon X5450 de 4 núcleos y 4 hilos trabajando a 3.00 GHz. El procesador, además cuenta con 12MB de caché L2, por lo que a priori se situaría a la par de un Core 2 Quad Q9650. Sin embargo, este Xeon tiene 120W de TDP, superior al del Q9650 (95W).

Lo que hace verdaderamente interesante esta opción es su precio. Al momento de escribir este artículo, el precio del procesador está en unos 12€ aproximadamente, frente a los 40€ aproximados que cuesta el Q9650…

Lo compré en Aliexpress, que unido a un cupón de descuento de 2€, lo conseguí por 10€.

Por último mencionar que he utilizado una fuente de 600W (la estaba usando con un Q9300 en esa misma placa), 8GB de RAM DDR2 @ 800 MHz y una refrigeración líquida que tenía a mano. La Cooler Master MasterLiquid Lite 240mm

El socket 775 llevado hasta (casi) el límite

Es importante saber que estamos tratando con uno de los procesadores más potentes para el socket 771 / 775. Solo los procesadores Core 2 Extreme y los Xeon X5460, X5470, X5482 y X5492 están por encima de él. Por lo que es complicado y más costoso sacar más rendimiento de esta plataforma.

Pasemos a las pruebas sintéticas y vamos a tomar como referencia el Core 2 Quad Q9300 que tenía anteriormente y algunos procesadores conocidos o similares en potencia con el fin de tener una referencia clara del rendimiento de este procesador.

Cinebench R15

Empecemos con el benchmark más conocido de todos, Cinebench R15.

Cinebench R15

La puntuación en stock para este procesador es de 326cb en multi-núcleo y 84cb en mono-núcleo

Nada mal, puesto que saca ligeramente más puntuación que el Q9550 314cb en multi-núcleo y 82cb en mono-núcleo. Costando menos de la mitad.

Cuando hacemos OC la cosa cambia. Estos procesadores son muy amigables con esta práctica. Personalmente no me gusta el overclock, sin embargo me parece útil que en cierto momento necesitemos de más potencia y tengamos que recurrir a ello, sobre todo en procesadores antiguos como estos.

Es fácil llegar a 3.60 GHz con él de forma estable, a partir de ahí me resultó algo complicado subir hasta los 3.90 GHz de forma más o menos estable, siéndome imposible llegar a los 4.00 GHz. Sin embargo muchas personas trabajan con él a 4.22 GHz (una bestialidad).

Podemos ver el rendimiento que nos da este procesador a una frecuencia de 3.90 GHz comparado con otros procesadores populares.

X5450 (OC) vs i5-4460

X5450 (OC) vs i3-7100

Estamos por debajo de un Core i5 de cuarta generación y superamos en multi-núcleo a un i3-7100. Todo esto con OC, en una plataforma antigua y con un procesador de 12€…

Aquí puedes ver las distintas puntuaciones según iba subiendo la frecuencia.

Cinebench R20

Con Cinebench R20 ocurre exactamente lo mismo, dejaré las capturas simplemente.

Performance Test 10 (Passmark)

Veamos cómo se comporta ante el conocido Performance Test.

X5450 (stock) vs Passmark v10
X5450 (OC) vs Passmark v10

En el primero de los casos planteados, obtenemos un rendimiento que concuerda con la base de datos de Passmark.

El rendimiento que nos da está ligeramente por debajo, pero aún así lo podemos situar dependiendo de los casos, por encima del Q9550 y rivalizando con el Q9650…

Si nos ponemos a analizar el segundo caso, nos damos cuenta de que obtenemos una puntuación de 3205 puntos. Ya estamos superando ampliamente todo lo anterior. Para tener una referencia aquí, podríamos encajarlo a la par de un Core i7-880 (stock) y algo por debajo de un Core i5-2400.

El rendimiento que nos da este procesador de por sí ya es bastante bueno, sobre todo si pensamos los años que tiene y el precio que costó. Si logras mantener un overclock estable tienes una mejora de rendimiento sustancial.

Temperaturas y consumo

Temperaturas

El procesador tiene 120W de TDP, por lo que se calienta bastante (en teoría). Los Xeon están en servidores y normalmente (por no decir siempre) los servidores tienen mantenimiento y no suelen dejar que superen el umbral de peligro en las temperaturas. Son procesadores con mucha caña a sus espaldas pero están muy bien cuidados.

En mi caso, aunque no pueda poner las capturas de las temperaturas mientras iba haciendo OC, puedo decir que me sorprendió bastante. Se calienta menos que el Q9300 que tenía antes, aun teniendo este un TDP menor. A medida que iba haciendo OC la temperatura aumentaba.

Por lo general, las temperaturas en reposo a la frecuencia nativa del procesador, se situaban entorno a los 30ºC y a plena carga no superaban los 60ºC. Mientras hacía OC sí llegué a verlo rozando los 75ºC en pruebas de estrés.

Recordemos que yo estaba usando una refrigeración líquida, por lo que seguramente con cualquier disipador de torre tendrás temperaturas más altas, aunque en su defensa tengo que decir que la temperatura ambiente era de casi 30ºC…

Consumo

Aquí no hay nada que discutir. El procesador consume bastante cuando está haciendo una prueba de estrés y más si tiene OC.

X5450 (OC) – Consumo en prueba de estrés

Sin embargo en reposo y a la frecuencia nativa, tenemos un consumo muy parecido al de un Core 2 Quad. En torno a unos 80W / 90W (el equipo completo, contando disco duro, grafica y demás)

Rendimiento en juegos

Una vez visto de lo que es capaz en pruebas sintéticas, es hora de ver lo que rinde en juegos.

A continuación podrás ver el rendimiento en 5 juegos que habitualmente probamos. Así, podrás sacar tus propias conclusiones.

En ellas, he querido buscar la mejor configuración para que el juego sea “jugable” y mostrar así el desempeño de este procesador con la discreta pero decente tarjeta gráfica AMD Radeon RX 550 de 4GB.

Me hubiese gustado probarlo con el nuevo Horizon Zero Dawn pero desafortunadamente el procesador no es compatible y el juego no se ejecuta…

¿El fin de una era?

Aunque nos duela, podríamos decir que sí. Muchos de los juegos actuales necesitan de ciertas instrucciones que estos procesadores no traen, haciendo imposible jugarlos.

Si a eso le sumamos el avance de la tecnología, nos encontramos un panorama en el que incluso los mejores procesadores de la época no son rivales para juegos cotidianos como Fortnite.

No significa que no se pueda jugar con un Xeon o un Core 2 Quad, pero has de saber que NO podrás jugar muchos de los juegos actuales y desde luego ninguno de los próximos que vendrán.

Este procesador me costó 12€ en Aliexpress y podríamos decir que es una buena alternativa para PCs de socket 775 que quieran mejorar su rendimiento a un precio reducido.

Esta plataforma quedará para los albores del recuerdo como una de las plataformas más longevas que se recuerda y desde luego la mejor plataforma que ha sacado Intel en su historia.

Conclusión

Estamos frente a un procesador que ha envejecido bastante bien, que hoy en día es muy capaz todavía y que en tareas del día a día nos dará rendimiento por algunos años más.

Si buscamos desempeñar tareas más demandantes con él evidentemente se nos puede quedar corto, aunque también depende del nivel de exigencia que tengamos. Con este procesador todavía se puede usar Photoshop, Illustrator, Corel Draw… Aunque quizá no las últimas versiones de los mismos. También podemos editar vídeos con él, convertir películas, etc… Aunque tardará más que un procesador actual.

En cuanto al tema del consumo, es un procesador que tiene hambre de “watts”, cualquier procesador actual con el mismo rendimiento consume muchísimo menos.

Aunque sigue siendo una buena alternativa sobre todo para aquellos que busquen mejorar su equipo lo máximo posible, antes de cambiar a una plataforma superior.

¿Tu qué opinas sobre los Xeon, tienes o has tenido alguno?


Jonathan

Mi nombre es Jonathan, soy el desarrollador, administrador y redactor principal de este sitio web. Te doy la bienvenida al blog de gibytec.com. Espero aportar mi granito de arena a esta gran comunidad tecnológica de la que todos somos parte. Técnico Superior en Administración de Sistemas Informáticos en Red.
Comparte esto: